domingo, 7 de agosto de 2016

Renovar la silla del ordenador (re-editado)

Hace cinco años compré una silla modelo Moses en Ikea en polipiel negra para mi hija. Es una silla bastante cómoda y se le ha dado mucho trote, por lo que se ha ido estropeando hasta llegar a este aspecto que os muestro en la foto.
Este verano he decidido que tengo que hacer una funda nueva porque es una pena que siendo la silla tan cómoda, y estando en bastante buen estado por lo demás se vea así de fea.

Encontré un trozo de tela vaquera elástica que había comprado en una tienda de retales al peso para hacer leggins y que al final no utilicé y es la que he utilizado para la funda. Puede que no sea demasiado fuerte pero creo que durará un par  o tres de años que es lo que supongo que durará la silla. Espero que os resulte interesante este post y que os animéis a renovar las fundas si lo necesitan, en realidad es bastante fácil.

El primer paso a seguir es el desmontaje, con una llave allen o un destornillador eléctrico
. Tomar las medidas exactas de las piezas a cortar.
Pensé que la silla era desenfundable ya que tenía una cremallera , pero al abrirla me di cuenta que no, estaba todo cosido por dentro, con lo que tuve que sacar el patrón con la tela sobre el respaldo y marcando con alfileres todo el contorno.
 Una vez marcado el contorno de las piezas hay que darle un margen de costura de aproximadamente un centímetro y medio. En mi caso el trozo de tela era muy justo por lo que tuve que hacerle una costura en la tira central que une la zona trasera del respaldo con la de delante, pero ha quedado bastante bien unida con una costura de carga imitando un pantalón vaquero.

He re-editado el post para que se entienda mejor y porque me lo habeis pedido.Este croquis es el de las piezas del respaldo. Consiste en dos piezas de 45x50 cm para la parte delantera y trasera. Otra dos piezas de 77,5 x 45,5  que unidas forman la banda lateral que une la parte delantera con la trasera. Otras dos piezas de 45 x 6 que son las que van en la parte de abajo, unidas a la banda lateral y en las que se cose la cremallera.  Los codigos de color van de la siguiente manera:todas las partes marcadas en un color van unidas entre sí, las piezas marcadas en azul, las verdes y las violetas, los puntos marcados con números y asterisco es indispensable que coincidan.
MUY IMPORTANTE: Recordar que a todas las piezas hay que darles 1,5 cm de margen alrededor, si no al unirlas nos quedarian estrechas y no nos servirian.

Para la cremallera reciclé una cremallera de un anorak infantil que tenía por casa y que me daba la medida casi perfecta. Ya veis que aunque sea de diferente color con las costuras de carga de la cremallera creando solapas para esconderla apenas se nota.


aquí os muestro cómo colocar la cremallera  con silicona caliente, ya que algunos prefieren pegar en lugar de coser.1)  en los las piezas que hemos marcado de  45x5 haremos una marca a 1 cm  hacia dentro, que es la que nos servirá de solapa para la cremallera y trazaremos una linea a lo largo de toda la pieza. 2) cortaremos un piquete que nos sirva de marca en cada lado de la  linea. 3) siliconamos a lo largo de toda la pieza.4) doblamosde manera que nos quede una solapa en cada una de las piezas y las colocamos paralelas, de manera que queden exactamente iguales, si queremos las podemos fijar con unos alfileres para que no se muevan.5) pegaremos u cordón de silicona en la parte de la solapa 6) Inmediatamente pegaremos la cremallera presionando para que quede bien pegada.7) Repetiremos los pasos en la otra solapa.8) comprobamos que la cremallera esté bien pegada y que la cremallera sube y baja con facilidad.


El asiento va tapizado con la misma tela vaquera. Las medidas las tomé siguiendo el contorno del asiento y le dí un margen de unos 12 cm, para que me cubriera toda la parte lateral y unos tres o cuatro centímetros por abajo.

Con una grapadora de bricolaje empecé el tapizado poniendo una grapa
en el centro de cada lado (la tela tiene que quedar bien tensa) y una vez puestas esas cuatro grapas puse una en cada esquina. Hecho esto iba grapando cada centímetro y medio desde el centro hacia las esquinas. Como queda mucho sobrante de tela en las esquinas hay que ir trabajando unos pliegues desde la esquina hacia el centro para quede bien pulido y tirante.


 La verdad es que estoy bastante satisfecha de como quedó.  Aunque tenga muchas grapas no pasa nada, más firme y tensa estará la tela y menos peligro de que se mueva y se deshilache. No he hecho sobrehilados porque como es una prenda que en teoría no soporta lavados ni tensiones y queda toda la pieza cerrada no vale la pena.

Una vez terminada de enfundar y tapizar montamos de nuevo las piezas. Y  este es el aspecto de la silla ahora, completamente renovada.
 Casi como nueva y por un coste de cinco o seis euros que me costó el retal hace un par de años.
 Espero que os haya gustado la entrada.

Fotos: http://www.elrincondeltrasto.com/
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

PINTEREST